blanqueria logo top
 
     
 

Rieles para cortinas de tela

Las cortinas tienen funciones específicas, como por ejemplo, la de crear privacidad, tapar la luz que viene de afuera, oscurecer para refrescar el ambiente, decorar, y dar estilo a la estancia, siempre y cuando las cortinas elegidas sean las adecuadas.

Para elegir cortinas, tendremos que ver mucho y estar atentos a las nuevas tendencias del mercado, comparar precios y asesorarnos con los que saben. Para elegir las cortinas de nuestra casa, tenemos que tener en cuenta el estilo de la misma, pero en las diferentes estancias, pondremos cortinas de acuerdo a las actividades que se hagan en la habitación. La elección de las telas, también es fundamental, ya que cada cuarto de la casa, debe tener una tela acorde.

Una vez que hemos elegido la cortina, ahora es el momento de colgarla, y los rieles para cortinas de tela, pueden ser de diversas formas. En efecto, los rieles para cortinas de tela, se colocarán como corresponde, de lo contrario la cortina se verá mal, y lo que es peor se caerá. En función de las características de la cortina, y de nuestras preferencias, podremos elegir el riel más apropiado para nuestras cortinas. Hay en el mercado, rieles básicos, que son los de accionamiento manual, y los rieles para cortinas de telas pesadas, que son los reforzados para soportar el peso de las cortinas de brocato, pana, terciopelo, etcétera.

rieles-cortinas-telaPara comenzar con el trabajo de la colocación, antes deberemos tener a mano todas las herramientas que hagan falta, para que no tengamos que movernos y terminar con la tarea en las mejores condiciones, esto es importante, porque si nos olvidamos de preparar las herramientas o los tornillos o lo que sea, tendremos que dejar lo que estamos haciendo y salir a la búsqueda de las misma, eso ya nos predispone mal, y nos cansamos inútilmente.

Una vez que las herramientas, como la agujereadora, broca para agujerear, metro, nivel, arco de sierra, destornilladores de varias medidas, lápiz para marcar, y los tornillos correspondientes, comenzaremos con la tarea de la colocación de los rieles para cortinas de tela. Las cortinas conocidas como de rieles, están compuestas por un riel y unas guías deslizantes en las que se introducen los ganchos de los que cuelgan las telas. Existen una gran cantidad de pesos y estilos, en plástico o en metal. Existen rieles bastones que sirven para deslizar las cortinas y otros que contienen hilos para abrir y cerrar. Este tipo de sistema, que sirve incluso para esquinas porque los rieles pueden llegar a doblarse, ocupan muy poco lugar y resulta ideal cuando no se cuenta con el espacio suficiente entre la ventana y el techo.

Sistemas de rieles para cortinas de tela

Los rieles para cortinas de tela de metal son los mejores a la hora de la colocación de las cortinas, estos cuentan con mucha resistencia, y no se deterioran con el paso del tiempo. Y si queremos hasta podemos pintarlos del mismo color que la pared, para que se adapte a cualquier tipo de decoración. Los rieles de plástico, son mucho más fáciles de colocar, pero deben instalarse solamente para cortinas livianas, ya que no suelen ser de mucha resistencia. Los rieles manuales, son más sencillos, y se emplean para las cortinas de telas más livianas, como las sedas. Que para ajustarlos a la ventana, tendremos que contar con una sierra para metales. Los rieles para cortinas de tela a cuerda, en su gran mayoría son extensibles, de forma tal, que podremos ajustarlos sin la necesidad de cortarlos, simplemente extendiéndolos, según el ancho de las cortinas que coloquemos.

rieles-cortinas-tela-tiposComo todo lo que tenemos que instalar en la casa, para la colocación de los rieles tendremos que hacer los ajustes previos correspondientes, es decir quitarlos de las envolturas y colocar a los rieles sobre una superficie plana, la mesa, tomamos el manual de instrucciones con el que viene el kit, y nos disponemos a armarlo completamente previo a la colocación, las piezas se encastran unas con otras.

Los cabezales de los rieles para cortinas de tela, poseen unos cordones que los atraviesan y que se recogen para fruncir o plegar el extremo superior de la cortina. Estos pueden ser fruncidos, con triple o doble pellizco, plisados, con tablas y de otras formas. Aquellos que tienen un aspecto almidonado en la parte superior, contribuyen a que las cortinas voluminosas tengan muy buena caída. Podemos, además elegir, los rieles para cortinas de tela, más anchos que las ventanas, de manera tal que al quedar abierta la cortina no tape la luz, y que al quedar cerrada, la ventana parezca más grande. Otro consejo que debemos tener en cuenta, es que los rieles se deslizan mucho mejor, si les pasamos una fina capa de jabón, sin tocar las cortinas o antes de que estas sean colocadas, son pequeños trucos, pero que cuando el trabajo está listo, marcan la diferencia.