blanqueria logo top
 
     
 

Barras de cortinas

Para elegir una cortina adecuada, primero debemos definir que practicidad o función van a tomar, es decir, si serán utilizadas para tapar o disminuir la entrada de luz, guardar privacidad, disimular algunos defectos de obra, combinar con la decoración, etcétera. El tipo de ambiente dende serán colocadas, es fundamental, y deberá ser tenido en cuenta, además su amplitud, y tipo de ventana a la que pertenecerán. La cortina es importante, pero no menos importante es en dónde irá colgada, es decir las barras de cortinas, qué tipo colocar, de qué material, qué terminaciones tendrá. En el mercado existen barrales, que poseen bastones que sirven para deslizar las cortinas que contienen hilos para abrir y cerrar.

Este tipo de sistema, que sirve inclusive para esquinas, porque las barras pueden llegar a doblarse, ocupan muy poco lugar y resultan ideales cuando no se cuenta con espacio, entre las ventanas y el techo. Las barras de cortinas, resultan ser la opción más práctica y conocida por todos, hay de varios materiales, pero sin duda los de madera lustrada, son ideales para los ambientes de decoración rústica, no así en ambientes vanguardistas y modernosos, en donde los colores claros son los que toman una mejor compatibilidad.

barra-cortinasTodos los demás detalles, tienen que ver con el terminado de la colocación de las cortinas, por ejemplo, las presillas, que pueden o no ser argollas, o de la misma tela de la cortina en cuestión. Los terminales de cada barras de cortinas tienen que ser del mismo material que las propias barras.

Para el caso de las cortinas muy pesadas las barras de metal, son las mejores, porque obviamente soportan perfectamente el peso de ellas. Y cuentan con otras ventajas como por ejemplo que pueden ser pintadas con esmaltes y adaptarse a cualquier tipo de decoración. Entre los diferentes tipos de barras de cortinas, encontramos los de plástico o de metal, por su parte de los de plástico, por su baja resistencia se utiliza para cortinas livianas, y son ideales cuando disponemos de una gran amplitud entre el techo y la ventana, en cambio los de metal, son mucho más resistentes y aptos para cualquier tipo de ventana. Si tenemos una ventana larga y estrecha, lo que recomendamos es que se coloquen dos cortinas con mucha caída de ambos lados, colgadas por rieles para que, de esta forma, no se vean sujetas, pareciendo que cuelgan del techo.

Barras de cortinas con diferentes materiales

Las barras de cortinas, son los que sostienen guías deslizantes en las que se sujetan las cortinas, mediante las presillas o ganchos de la misma. Para el caso que tengamos ventanas grandes, de puertas corredizas, como puede tener un living o salón de la casa, no será necesario colocar grandes cortinas, que dificulten su manejo y carguen demasiado el lugar. Lo conveniente, en este caso puntual, es que comprando varias cortinas pequeñas, nos transmitan una imagen de mayor prolijidad. En los ambientes modernos, se aconseja colocar persianas verticales, ya que permiten graduar la luz y la visibilidad. Distintos materiales y formas se presentan en este tipo de ventanas, siendo una buena herramienta para lograr lugares vanguardistas. Para tomar las medidas para hacer una cortina, se deberán medir perfectamente el ancho de la ventana, agregándoles unos cincuenta centímetros más de cada lado, para lograr el frunce, y para el largo, desde el gancho hasta donde queramos que llegue la cortina que para los cuartos y los living, se permite que lleguen al piso, no así en las cocinas.

barra-cortinas-metalLas barras de cortinas, son tan importantes como las cortinas mismas, una bella cortina colgada de un barral inadecuado, que no combine para nada con la decoración, harán que nada luzca y lo que hagamos, en cuanto a decoración, será en vano. Conocemos varios tipos de barras de cortinas: El barral de hierro, con sus terminales en forma de rulos, los barrales de bronce niquelado, el barral de hierro patinado con las respectivas terminales e resina, los de madera, con las terminaciones en el mismo material, los de aluminio pulido, y estaríamos mucho tiempo nombrando varios más.

Si hablamos de la instalación de las barras de las cortinas, podemos decir que es posible hacerla en la pared, como en el techo de la habitación. La medida de los barrales, determinan los puntos de soporte de una barra que tienen que tener para que no se deformen. Para este trabajo, en primer lugar deberemos tener las herramientas necesarias para hacerlo, antes de comenzar con la tarea. También podemos contratar a personal idóneo para que haga la tarea, en forma rápida y eficiente. A diferencia de los rieles, las barras de cortinas pueden ser muy decorativas, y además pueden agregar calidez a los estilos modernos y antiguos. Tenemos que agregar que los barrales, son muy funcionales, y se adaptan a cualquier tipo de ventana. Ocultos, detrás de un tapa rollos o gruesos o visibles, los diversos barrales, son fáciles de usar y pueden ser los protagonistas en la decoración de cualquier ambiente.